• El Rocasa Gran Canaria, en busca de la Supercopa

    Polideportivo

    01-09-2017 14:30:44

    Las jugadoras del Rocasa Gran Canaria, campeonas de la Copa de la Reina, quieren hacer historia este sábado ganando su primera Supercopa de balonmano, para lo cual deberán superar al campeón de Liga, Mecalia Guardés, que jugará muy cerca de su casa y arropado por sus seguidores.

    La cita será en Vigo a partir de las 17.00 -hora de Canarias-, en un encuentro para el que el Rocasa ha citado a sus aficionados para presenciar el mismo en las Instalaciones Deportivas de La Pardilla, en Telde, de cara a apoyar, aunque sea moralmente, a las jugadoras que dirige Antonio Moreno.

    El Rocasa, que ganaba por 23-24 este jueves al Balonmano Porriño en el último amistoso de pretemporada, espera romper ante el Guardés la mala racha de sus tres finales anteriores en la Supercopa, en las que cayó derrotado en todos los casos ante el potente Bera Bera de San Sebastián.

    El equipo isleño afronta esta cita con una plantilla sensiblemente remodelada con respecto al curso anterior, al sufrir las bajas, entre otras, de María Luján y Almudena Rodríguez, dos de sus pilares básicos, aunque se ha reforzado con intención de intentar ganar todas las competiciones en las que tome parte.

    En tal sentido, habrá que ver qué tal responden en un encuentro tan exigente como esta Supercopa los tres refuerzos: la argentina Manu Pizzo, la brasileña Rafhaela Priolli y la croata Slavica Schuster, en un conjunto al que también retornan Haridian Rodríguez -exjugadora del Guardés- y Carmen Toscano -tras estudiar y jugar un año en Brasil-.

    Por su parte, el Mecalia Guardés que dirige José Ignacio Prades también ha sufrido una profunda remodelación, destacando los refuerzos de las internacionales españolas Naiara Egozkue y Jennifer Gutiérrez, a las que hay que añadir a Carla Gómez, Marta Méndez y Rebeca Castell, mientras que, por contra, sufrirá la baja de la brasileña Gabriela Romero por lesión.

    Dados los antecedentes ligueros entre ambos conjuntos en las dos temporadas precedentes, en las que cada equipo logró dos victorias con marcadores ajustados, todo hace prever que la Supercopa estará muy igualada y podría decidirse por pequeños detalles.